El tecnócrata aparece sin problemas en la televisión y aunque puede estar nervioso en su primera Mesa Redonda, luego se relaja. Le huye a la prensa escrita que lo ha metido un par de veces en candela, sobre todo con las cartas de los lectores y no se siente tan cómodo con los reportajes del NTV. Porque ahí, tu sabes… ponen imágenes, el periodista habla en off, no hay tiempo para envolver con la muela…vaya, es peligroso.

portada_constitucion_cubaPor: Harold Cárdenas Lema (harold.cardenas@umcc.cu)

En el profundo proceso de cambios que vive Cuba la Constitución se ha vuelto cada vez más obsoleta, se hace necesario sustituirla por una nueva que sea adecuada no solo en su contenido sino también en  la forma que se elabore. Pero… ¿acaso somos una sociedad empoderada, horizontal y participativa para lograr esto? Hoy hablaremos sobre el cambio de la Constitución cubana y los desafíos que esto implica.

En mi país para nadie es un secreto que muchos cubanos nos hemos conformado con vivir al margen de la Constitución, es una contradicción real que con el alto nivel de instrucción existente en el país, sepamos menos de derechos y deberes que otros pueblos de la región con menor escolaridad. Buscando superar esto, en los últimos tiempos se escucha cada vez con mayor atención un llamado a cambiar la Constitución de la República de Cuba y lograr también así un empoderamiento sociopolítico que todavía no existe.

La pregunta que pudiéramos hacernos los cubanos es: ¿lo hacemos mediante asamblea constituyente o reforma constitucional? En realidad lo importante no es que sea de una u otra forma sino que en cualquiera de estos casos se cuente con la participación ciudadana desde el inicio hasta el final de la misma.

cuba-estados unidosPor: Harold Cárdenas Lema

En el siglo XIX José Antonio Saco publicaba su famoso escrito “Contra la anexión”, donde se oponía a esta vía para solucionar los problemas de la isla. Hoy parece ser que el poeta estaba equivocado. Este es un artículo subversivo que le dedico a todos mis amigos que han emigrado, propone precisamente la anexión… de Miami a la República de Cuba.

No debería extrañarnos la idea, en los últimos años la comunidad cubana en esa ciudad se ha hecho cada vez más fuerte y son mayores los lazos que la unen a la isla. La emigración cubana es superior a 2 millones de personas, actualmente se marchan de la isla entre 40 y 50 mil personas anualmente, todo parece indicar que la presencia cubana allá seguirá creciendo. Es por esa razón que la anexión se convierte en un asunto de seguridad nacional para los (¿contribuyentes?) cubanos.

cinco-heroes-cinta-amarillaPor: Harold Cárdenas Lema (harold.cardenas@umcc.cu)

Justo cuando creía que la apatía política nos había consumido a los cubanos y la posmodernidad nos tenía ocupados en intrascendencias, apareció René González en la televisión cubana y lo cambió todo. En Cuba se vive por estos días un terremoto de color amarillo, se respira un ambiente de activismo que los jóvenes no recordábamos y los mayores ven con nostalgia, por espontáneo, por revolucionario y emergente.

Resulta que la esperanza ya no es verde, se convirtió en amarillo el día que René salió en la televisión a la hora de la telenovela y ¡oh sorpresa!, los cubanos lejos de molestarse se sintieron conmovidos por su petición. Cualquiera que conozca nuestro país sabe que la telenovela es sagrada, pues resulta (para los que lo olvidaban) que existen cosas más importantes aún.

En la calle se observan cintas amarillas por doquier, la gente las utiliza en la ropa, en las fachadas de las casas y en los centros laborales. El nivel de movilización es inédito para los cubanos del siglo XXI, por eso me dolió escuchar de aquella empresa que “orientó” ponerle cintas a sus autos, porque el apoyo no se logra por decreto sino mediante la conciencia y le toca a los ciudadanos de manera individual sumarse. Aunque esto no significa nada, si alguien duda del apoyo masivo a la causa de los Cinco, que note las cintas amarillas en las paladares, en las bicicletas de los niños, en los balcones de la Habana Vieja.

Los corruptos del mañana pueden formarse en las aulas hoy ¿cómo cambiar esto?

Por: Jorge Morales

Ya en ese lejano año 2000, el Ministro de Educación Superior en ese entonces luchaba a brazo partido contra el fraude. Recuerdo que los directivos juveniles de la universidad en ese entonces eran los que recibían al ministro y arengaban más acerca del mal, me dolió ser testigo de dos de ellos cometiendo fraudes en su grupo, desde entonces me preocupó esa fachada que proyectaban y aún siento malestar al verlos.

En distintos momentos se ha empleado y se confía en algunos personajillos “probados políticamente” por encima de los técnicamente capacitados, aun cuando muchos de los “probados” solo se han puesto la máscara que han necesitado para seguir escalando y en el momento oportuno, cometer fraudes que van desde el tráfico de influencias hasta delitos económicos. Recientemente Raúl mencionó que para dirigir no se debía pertenecer al Partido sino tener capacidad, ojalá, para eliminar a muchos que fraudulentamente se visten de socialistas y son más capitalistas en actitud que George Soros.

Tengo una compañera que es dirigente política en mi trabajo, es impresionante la habilidad que tiene para no informarse; ni noticiero, ni prensa, ni mesa redonda, ni nada… ella no sabe de nada ni le interesa. Sale en horario laboral  con el mayor orgullo del mundo a las reuniones (esto se hace con el daño en salario a la empresa) y no sabe nada de política, pero aun así ocupa un cargo de dirección en algo tan importante como el Partido, espero que