Entrevista a un ciudadano de a pie

por Marilola Castro
Ciudadano

Periodista: Disculpe, compañero, ¿me permite una pregunta?

Ciudadano: Usted dirá.

Periodista: Mire, somos periodistas de la televisión y estamos haciendo entrevistas para conocer el estado de opinión del pueblo sobre diversos temas.

Ciudadano: ¿Y lo que yo le diga lo van a transmitir en algún programa?

Periodista: Claro, ese es el objetivo.

Ciudadano: Pues, pregunte.

Periodista: Vamos a ver, en el caso hipotético de que se hicieran elecciones generales y usted fuera elegido presidente del país, ¿qué medidas inmediatas adoptaría en lo económico y en lo social?  

Ciudadano: Pues para serle sincero antes de tomar cualquier medida de ese tipo, yo adoptaría otras relativas a los dirigentes de todos estos años.

Periodista: ¿Impugnaría usted a nuestros dirigentes como ha ocurrido en otros países latinoamericanos? ¿Decidiría usted la privación de libertad a quienes con tanto esfuerzo nos han dirigido por más de sesenta años?

Ciudadano: ¡Nooo!  Puede estar seguro que yo no haría eso! Solo utilizaría medidas e-du-ca-ti-vas.

Periodista: ¿Qué quiere decir eso?

Ciudadano: Mire, empezaría por mudarlos de sus hermosas residencias para un apartamentico en un barrio cualquiera de la ciudad, sin servicio doméstico, sin carro ni chófer ni asistente. También haría que compren ellos mismos en la bodega con su libreta de abastecimientos, para que empiecen a conocer cómo vivimos los verdaderos revolucionarios, y aprendan el significado de esa exasperante palabrita que tanto les gusta: continuidad.  

Periodista: Bien, gracias, compañero, hasta la vista…

Ciudadano: ¡Espere, espere, no he terminado! A quienes estuvieran en edad de jubilación, que son bastantes, les asignaría una de las más altas pensiones para que constataran que en menos de una semana se les acabó el dinero sin haber podido garantizar ni la más frugal alimentación. Quizás alguno de los más sensibles pudiera llegar a preguntarse cómo han sido capaces de sobrevivir tantos años decenas de miles con una cuarta parte de esa mensualidad, o aun menos.

Por supuesto, no dispondrían de equipos de aire acondicionado, para que disfruten la calidez de nuestro clima en vivo y en directo y luego se cuestionen cómo la factura de la electricidad puede ser tan alta. Es cierto que han disminuido mucho los apagones, pero aun hay veces que en esas horas de la madrugada cuando no se puede mitigar el calor ni con un ventilador, se abanicarán exasperados sufriendo no por el ataque de los mosquitos sino por la preocupación de que se les pueda echar a perder el escaso alimento que han conseguido luchando.

Periodista: Gracias, compañero, con eso me basta…

Ciudadano: ¡No, no, yo no he terminado! ¡Usted preguntó, ahora me va a escuchar!

Otra experiencia imprescindible para la educación de nuestros ex-dirigentes seria la confrontación con la situación del agua. Es posible que en el mejor de los casos, como ocurre en mi barrio, les tocara recibirla un día sí y otro no, aunque hay municipios que la reciben cada tercer o cuarto día. Sería interesante observar cómo reaccionan estos experimentados revolucionarios cuando el día que les toque recibir el agua no haya electricidad para bombearla.

Periodista: Gracias, compañero, ya es suficiente.

Ciudadano: Pero mire, creo que hay otra experiencia muy revolucionaria para la que no estarían preparados: las colas. Las que ellos conocen son las de langosta. Estas serían una experiencia inolvidable pues requieren valor, estoicismo y una paciencia infinita. Muchas veces, al final, después de horas de espera, hay que regresar a casa con las manos vacías.

Periodista: Para mí ya es bastante, gracias por su cooperación.

Ciudadano: Oiga, periodista, estoy seguro de que nuestros dirigentes conocerán una emoción que no han sentido antes cuando no tengan otra opción que ver la televisión nacional. Entonces van a sufrir la impotencia mientras escuchan y ven cómo todo marcha de maravilla, cómo se trabaja con éxito para el sobrecumplimiento de los planes; y cómo en muy poco tiempo, gracias a nuestros denodados esfuerzos, se solucionan los problemas a pesar del brutal bloqueo económico, comercial y financiero al que nos tiene sometido el imperialismo. Quizás alguno comenzará a comprender lo contraproducente que resulta la machacona propaganda de su partido, que se repite y se repite hasta la saciedad por todas las vías posibles.

Periodista: Bueno, le reitero las gracias por su colaboración.

Ciudadano: Espere, hay otra experiencia que les resultará útil: enfermarse y verse precisados a ingresar en uno de nuestros hospitales. Sin dudas somos una potencia en lo que respecta la salud. El personal de esta rama es el verdadero héroe anónimo aunque no le cuelguen del pecho algunas de esas medallitas que se están repartiendo siempre a troche y moche en rimbombantes actos protocolares.

Hay no sé cuantos médicos por habitante, muchos más que en cualquier país del continente. Cientos no radiquen en Cuba: andan llevando salud por otras geografías y trayendo miles de millones de dólares a las arcas gubernamentales. Claro, la carnada, aunque pequeña, es tentadora para ellos porque les permite mejorar las condiciones de vida de su familia y traer del extranjero algún que otro equipo y medios que no se encuentran por acá, al tiempo que cumplen con el Juramento Hipocrático con los más necesitados. Por eso están dispuestos a que los envíen a los rincones más oscuros y lejanos del planeta, como afirmó que haría el máximo líder del país en un discurso.  

Pero no se me vaya… periodista… escuche. Pienso que cuando los ex-dirigentes revolucionarios participen de la atención en nuestros hospitales, se cuestionarán muchas cosas que nunca antes les habían pasado por la cabeza. Temas que no son imputables en absoluto al personal de la salud, pero que sufren junto a los pacientes: carencias de personal, medicamentos, accesorios, productos de limpieza, agua corriente y tantas y tantas cosas que nunca se les había ocurrido preguntarse a los ex-dirigentes en el transcurso de una vida donde todo era como debía haber sido para todos.

Periodista: Pues al menos usted debía reconocer todo el desarrollo científico que hemos alcanzado, gracias a la iniciativa de nuestro Comandante en Jefe.

Ciudadano: Si, tiene razón, a pesar de tantas dificultades hemos alcanzado desarrollo científico. Pero, ¿a usted no le llama la atención que cada vez que celebramos un aniversario de cualquier centro científico, industrial, cultural, deportivo, de investigación, de cualquier índole que sea, se resalte que se creó y se desarrolló por la inventiva y la gestión del Comandante en Jefe? ¿No existe nada en este país que no sea obra suya? Claro, me refiero a lo exitoso.

Es que ¿en  más de sesenta años no ha existido un solo cubano capaz de crear algo valioso? ¿Cómo fue que se agotó la extraordinaria creatividad tradicional del cubano? Esto nos pudiera inducir a pensar que entonces solo uno tenía la posibilidad de tomar decisiones y ejecutarlas. Nadie más podía.

Periodista: Mire, ciudadano, ya es suficiente…

Ciudadano: ¿Está usted de acuerdo conmigo en que el confinamiento en una prisión sería el paraíso comparado con estas medidas educativas?

Periodista: Disculpe, compañero, pero me equivoqué al seleccionarlo. Gracias por su tiempo.

Ciudadano: ¿Pero no quiere escuchar las medidas que adoptaría en lo económico y en lo social? Todavía no le he hablado de eso.

Periodista: No, no, gracias, ya tengo suficiente…

Ciudadano: ¿Y a usted no le dice nada que en la actualidad, el relevo de nuestro líder siga asumiendo sus mismas palabras y discursos de antaño, como si no hubiera transcurrido un tiempo urgido de cambios. No compren que esa continuidad en el discurso, en la acción propicia un inmovilismo que frena todo desarrollo. ¿Usted no está de acuerdo en que los líderes de hoy insisten en la vigencia de palabras dichas en circunstancias de una época totalmente diferente, sin percatarse del estancamiento que provocan? ¿Será ese precisamente el propósito?

Periodista: Por favor, suélteme, no puedo seguir perdiendo el tiempo con usted.

Ciudadano: Pues aunque a mí ya no me queda mucho tiempo por vivir, también me pregunto hasta cuándo debemos seguir viviendo para un futuro que nunca llega, mientras quienes ya viven en ese futuro soñado propugnan la continuidad. ¿Usted me puede decir hasta cuándo debemos seguir aceptando un presente que no es digno de la historia de esta nación?

Hasta cuándo! Oigaaa… periodistaaa… se le cayó una cámara…

19 comentarios

Emelina 26 febrero 2022 - 7:11 AM

Con lo dicho por el CUBANO DE A PIE, es suficiente.
Con el deseo que se publicará en un medio oficial.
Mi apoyo total al CUBANO DE A PIE!!!’n

Charito 26 febrero 2022 - 8:08 AM

Una verdad mas grande que el universo. Nunca mejor reflejado la realidad del cubano de a pie.

Manuel Figueredo 26 febrero 2022 - 10:29 AM

Excelente. Es una gran verdad que nadie, aún, los incondicionales al régimen pueden rebatir.
Faltó la represión, pero aún así, me quedo con buen sabor de boca. Gracias.

Sanson 26 febrero 2022 - 11:54 AM

Posiblemente en su escalada por seguir anexando territorios impunemente los rusos pongan a Cuba en funcion de sus intereses expansionistas y comiencen a reorganizar sus bases e intereses militares en Cuba. Se sabe que en Cuba, cuando el peropdo especial, la mayoria de las rusas que habian venido a Cuba casadas con estudiantes cubanos, regresaron a Rusia llevandose a esposos e hijos por lo que, unido con la terminacion de “proyectos tecnicos,” en la Isla anulo la presencia rusa por completo.
Es responsabilidad de los cubanos informar al Mundo si ocurre un aumento de rusos en Cuba y si se observa algun tipo de construccion ejecutada por nacionales de ese pais en zonas apartadas del territorio cubano.
Debe estar claro que una nueva intromision militar rusa en Cuba pondria una vez mas en peligro a la poblacion.
Debe sopesarce la situacion profundamente y llegar a la conclusion que si decadas atras muchos cubanos engannados estuvieron dispuestos a inmolarse junto con sus hijos y sus familias por las ideas de un loco, esa etapa ya paso. Pensaria alguien inmolarse por un regimen que fabrica inutiles hoteles de lujo mentras los cubanos mueren en los pasillos de los hospitales por falte de oxigeno y una cama es algo imposible ?.
Debemos sacrificarnos para que pasada la tormenta(si es que pasara) terminaramos de recoger a nuestos vecinos y familiares muertos para que esos bastardos nos sigan vendiendo la comida en dollares o encarcelando a nuestros hijos menores de edad?
Soportariamos como cuando en Giron que se encarcelara en la Ciudad deportiva u otro sitio a los que no han estado lamiendo botas todos estos annos?
Seria un error apoyar a un regimen que antes protegio a sus lideres en bunkers mientras el pueblo esperaba un ataque nuclear ?
Seria sensato que como antes los tiranos instiguen a golpear con armas nuclearea al vecino del Norte poniendonos como debil escudo mientras escondidos bajo toneladas de concreto esperan para salir a arengar de nuevo?.
Seria justo morir mientras otros posiblemente hagan uso de nacionalidades extranjeras para esperar vacacionando lo que ocurra mientras nos aniquilan por seguir a esos malditos que nos han dejado a nuestra suerte por decadas?
Los cubanos en el exilio deberan tomar su parte en el asunto y exigir al Gobierno de Biden que al primer movimiento de la Dictadura de aceptar rusos en el territorio nacional actue de manera correspondiente y definitiva.
No queremos ser aun mas, rehenes de esos bastardos que solo salieron cuando vieron el agua al cuello y eso solo para recoger alguna basura o pavimentar algun trillo..

Juan Escandell 26 febrero 2022 - 1:24 PM

Por favor suplica la periodista.,una última pregunta: que piensa usted sobre el apoyo del gobierno cubano a la invasión rusa sobre Ucrania?

Manuel Figueredo 26 febrero 2022 - 2:00 PM

Era de esperarse el apoyo Cubano a la Invasión de Rusia a Ucrania.Recuerden que le han aplazado la deuda por cinco años.
Una deuda por los siglos de los siglos, que nunca será pagada. Es que amor con amor se paga

Comunista hasta la Muerte 26 febrero 2022 - 3:46 PM

Marilola Castro:

Comete Ud. algunos errores en su escrito.

1.- En Cuba no hay ciudadanos. Todos somos subditos de nuestra familia real.
2.- Es injusto esperar que los miembros de la familia real pasen las mismas privaciones que los subditos.
3.- Una monarquia militar como la nuestra jamas publicara la opinion critica de un subdito. Recuerde que nuestros monarcas son dueños de todos los medios de comunicación y del sistema juridico.

Alejandro 26 febrero 2022 - 6:47 PM

Sugiero que se publique la entrevista en algún medio de prensa nacional, como por ejemplo el Granma.

Manuel García 2 marzo 2022 - 5:32 AM

Brillante.
Menos mal que tenemos a la Joven Cuba!!

Rolópez 69 26 febrero 2022 - 7:37 PM

Estimado Alejandro, recuerde que el sarcasmo político se reserva para los domingos.

El inagotable, Orlando J Martinez 27 febrero 2022 - 1:18 AM

Boliviano residente de Kyiv: Están matando a civiles, familias, niños y mujeres
Desde su escondite en un baño, un residente de Kyiv con doble nacionalidad —ucraniana y boliviana— cuenta su verdad de la invasión rusa. Luis Alberto Flores, un instructor de artes marciales, narra cómo vive la ocupación rusa y denuncia lo que cataloga es una masacre que Rusia está perpetrando en Ucrania sin distinguir entre civiles, familias, niños o mujeres.

cubanuestraeu 27 febrero 2022 - 3:44 AM

Joven Cuba se ha convertido en un auténtico medio alternativo. Comparto el artículo con mis amigos.

El inagotable, Orlando J Martinez 27 febrero 2022 - 4:44 AM

Las opiniones en Cubadebate, divididas

Ale dijo:
Me gustaría publicarán el proyecto de Resolución sobre Ucrania. Es justo decir que no fue aprobado porque Rusia uso el derecho al veto. La composición de los que votaron a favor: Usa, Albania,Brasil, México, Francia, Gabón, Ghana, Irlanda, Kenia, Noruega, Reino Unido, los que se abstuvieron China, India, Emiratos Arabes, indica un apoyo masivo e intercontinental a favor de la misma. Rusia se va quedando sola y vuelve a aparecer la amenaza de romper tratados sobre armas nucleares. Ya la operación militar especial se va volviendo una agresión a gran escala ante el fallo de cálculo de lo que pensaron sería breve. Se han encontrado una feroz resistencia y cada día que pase, aumentan las muertes y la destrucción.

El inagotable, Orlando J Martinez 27 febrero 2022 - 4:56 AM

Se sabia que Putin era dictador, homofobico, encarcelaba opositores y hasta ordenaba envenenamientos, un historiador asegura que golpeaba a su exesposa; pero ya emular con Adolfo Hitler es demasiado. Criminal y estupido. Hay que detenerlo.

El inagotable, Orlando J Martinez 27 febrero 2022 - 5:15 AM

En toda America Latina, el asesino de Putin cuenta con tres adhesiones: El Gobierno de Cuba y sus dos frankesteins: Nicaragua y Venezuela.

Rolópez 69 27 febrero 2022 - 11:26 AM

Seguro que no pueden rebatir, Manuel. Fíjese que ni aparecen por aquí!
Saludos.

Sanson 27 febrero 2022 - 11:32 AM

El apoyo de la dictadura a la invasion de Rusia a Ucrania, asi como los idiotizantes argumentos expuestos por sus voceros, solo son un desprestigio mas para el regimen de la Habana pero no significan nada. A nadie le importa lo que digan los voceros del regimen o el puesto a dedo. Seria de extrannar que no reaccionaran de esa forma, aun ahora cuando Rusia ha pasado a ser al descubierto un imperio, arruinado, pero un imperio carente ya de esa “cubierta ideologica” que adorno por un tiempo..
Lo que si seria muy mal visto seria que esos paises que han tomado medidas economicas para poner un freno al expansionista del Kremlin , sigan siendo condescendientes con su satelite mas incondicional..
Seria incomprensible que aun cuando incluso, los medios cubanos exponen falsos argumentos que culpan a EEUU de la invasion rusa, los paises del Mundo libre mantengan su actitud condescendiente con ese mercenario regimen.
No seria comprensible que a una tirania que apoya la anexion de un pais soberano y valiente se le siga premiando como si nada ocurriera?.

Nilda Bouzo Torres 27 febrero 2022 - 2:19 PM

MUY BUENO. FUERTE, REALISTA . TE FELICITAMOS.

Jagger Zayas Querol 28 febrero 2022 - 6:26 PM

Muy divertida y real esta “entrevista” si no fuera por tantos sufrimientos que representa…

Los comentarios están cerrados.