Enrique Colina
Enrique Colina, una vida a 24 por Segundo

Por: Guiteras

El domingo pasado quedé pasmado al frente del televisor. Como si de una película se tratara, se anunció (y ocurrió) en el espacio cinematográfico dominical Arte 7, el resurgimiento de 24 x Segundo.
Entonces, a las 3 y media de la tarde, parecía yo un niño al que le ha caído un regalo del cielo, inesperado, una secuela de un espacio de los más añejos (32 años) y populares en la televisión cubana. Agradezco infinitamente al espacio Arte Siete que transmite la Televisión Cubana todos los domingos a las 2:00 pm por restaurar, regresar y renacer a 24 por Segundo, esta vez como una sección de Arte 7.
Mientras escuchaba a Enrique Colina, conductor de 24 por Segundo, recordé la último que había leído sobre el programa y el propio Enrique, una carta de las tantas que circuló en lo que se conoció como la Guerra de los Mails, y en la que Colina brinda un montón de interioridades del ICAIC, el ICRT y 24 por Segundo.
La lectura de las palabras de Colina, a la luz del 2010, resulta esclarecedora, algunos de los planteamientos ya han caducado, otros mantienen una actualidad pasmosa, pero ciertamente vale la pena acercarse a ellas.
Muchas personas me han preguntado, ¿qué cambios reales ves tú que han ocurrido en el país? Voy a mostrar un ejemplo, Colina menciona un listado al final de su carta en la que enumera películas cubanas no exhibidas por la Televisión Cubana. Tres años después de sus palabras, la mayoría han aparecido en la pequeña pantalla, muestra de una política cultural en desarrollo y en ascenso.

Pudiera hacer un millón de valoraciones de las palabras de Enrique Colina, pero prefiero que ustedes hagan sus propias lecturas, a continuación publicamos íntegramente la carta del conductor de 24 por Segundo.

Por Tatu

Este blog surge como un espacio donde un grupo de jóvenes universitarios, expresen sus ideas, conversen y debatan sobre la Cuba actual. Las expectativas eran de intercambiar con otros jóvenes, hablar de nuestras clases, de cómo era un día normal en la universidad, de la práctica de deportes en los juegos ínter facultades, de películas, de pelota, en fin de cualquier tema relacionado con la realidad cubana.

Aquí no negamos nuestros problemas, muchas veces llegamos sudados a la universidad porque venimos apretados en una guagua, o antes de aprovechar el tiempo de máquina en un laboratorio de computación, para escribir algo en el blog, tenemos que pasar por la cafetería para “calzar” el almuerzo con dos panes con hamburguesa o una pizza. No negamos ninguno de los problemas económicos, no negamos que hay bodegueros que roban, que hay directores de empresa que utilizan el carro para otras cosas, no negamos tampoco que los negociantes de la calle viven mejor que la mayoría de los profesionales. Esos problemas Cuba no los esconde, al contrario los denuncia y los combate.

2.bp.blogspot.com/

Por Inaoy

La nación cubana, esta gran isla del Caribe, ha vivido durante los últimos 50 años, en un proceso complejo y difícil; la construcción del socialismo ha sido una meta invariable a la que los cubanos le hemos apostado todo, por lo que no hay habitante de este país que no haya dicho en más de una ocasión la consigna de “Socialismo o Muerte”. Este proceso ha permitido la liberación definitiva del yugo colonial y neocolonial al que fuimos sometidos durante cuatro siglos, lo cual nos ha transformado en un faro guía para muchos estados en el mundo, teniendo en cuenta los logros alcanzados en materia de salud, educación, deporte, seguridad social, derechos humanos, etc.

Desde el triunfo de la Revolución en el año 1959, potencias imperialistas como Estados Unidos han trabajado de sol a sol para asfixiar la revolución cubana, se puede decir que de todo han hecho en pos de este objetivo, debido precisamente a que hemos hecho una revolución socialista en sus narices.

El interés por Cuba tiene numerosos antecedentes en la historia de Estados Unidos, la Doctrina Monroe es ejemplo de ello, aunque un poco general, expresa claramente los deseos del entonces naciente imperio. Le acompañan las declaraciones de presidentes y personalidades políticas norteamericanas en las cuales expresan con claridad lo beneficioso, desde puntos de vista estratégicos, que sería la adhesión de Cuba la Norteamérica, así lo hizo saber Jefferson en 1823 y John Quincy Adams en el mismo año, con la ofensiva política de la Fruta Madura y su estúpida teoría de la gravitación política. Intentos de compra, no reconocimiento de procesos independentistas e intervenciones oportunistas en estas, injerencia y control económico han sido ejemplos de lo anteriormente expuestos a lo largo del siglo XIX y la primera mitad del siglo XX.

La única reforma que pide la juventud cubana es socialismo y pa´lante, y al que no le guste, que aguante o que se vaya para el cubil de ratas que nos queda a noventa millas. El problema es que a ti no te pasan los videítos del concierto por la Patria el viernes pasado en la tribuna antiimperialista, ni el de la escalinata, donde Nassiry Lugo, y sus invitados le dedicaron su música a la victoria de Playa Girón. En esos conciertos la cantidad de jóvenes cubanos apoyando a la Revolución fue tan grande que la comparsita de tus damas de blanco se hubiera diluido como una gota de agua en el Océano Pacífico. Y todos contentos y guarachando a lo cubano. Mira las fotos del evento en http://www.cubadebate.cu/noticias/2010/04/18/jovenes-cubanos-concierto-victoria/