Viven de espaldas a los intereses de quienes se supone representen

Hay mucho en juego cuando hablamos de la permanencia de los profesionales en el sector estatal