Las nuevas propuestas de transformación al sistema, no las sacó Díaz-Canel mágicamente de un sombrero…

Falta mucho para resolver el problema económico cubano