Ni accidentes, ni silencios en Cuba

Por: Harold Cárdenas Lema No existe una combinación de palabras que provoque tanta zozobra en los cubanos como […]

Dos factores económicos que ‘a priori’ parecerían positivos para la economía de EEUU pueden convertirse en un lastre […]

Entrevista a Jorge Piñón Por Roberto Veiga y Lenier González LA HABANA – Progreso Semanal conversó con el […]

Zona petroleo CubaPor: Roberto G. Peralo

No soy un especialista en política internacional, ni un experto  en conflictos políticos. Pero a partir de algunas noticias que se vienen sucediendo en los últimos meses, y como se han venido desenvolviendo los últimos conflictos internacionales. Comienzan a saltarme algunas interrogantes y preocupaciones.

En forma de resumen

El director de Exploración y Producción de la Industria Petrolera Cubana —conocida comercialmente como Cupet—, Rafael Tenreiro, reveló que en los mares cubanos del golfo de México —ubicado entre los bordes marinos con México y Estados Unidos— se descubrió “una nueva provincia petrolera que no ha sido perforada ni tocada y que tiene el mismo potencial petrolero de yacimientos como Cantarell en México.

Los proyectos de exploración en aguas profundas de Cuba que ya comienzan este año tienen una alta probabilidad de éxito y pueden aumentar la producción de petróleo de la isla en más del 500 por ciento, dijo Jorge Piñón, analista en energía en el Centro de Política Hemisférica de la Universidad de Miami.

Si resulta exitosa, la nueva ronda de exploración puede derivar en la producción de entre 200,000 y 300,000 barriles de petróleo por día, dijo Piñón en una entrevista desde La Jolla, California. Cuba importó

Por: Roberto G. Peralo

 Cuando Mossadegh fue elegido democráticamente en Irán a principio de los años 50 del siglo pasado. Fue considerado la «Esperanza para la democracia» en Oriente Medio. Fue el «Hombre del Año» de la revista Time. Pero, una de sus ideas y que empezó a implementar fue que los iraníes debían beneficiarse de su propio petróleo. Extraña política,

Por supuesto que eso no gustó, estaba naciendo una dictadura. Entonces se envió a un agente de la CIA, Kermit Roosevelt, un pariente de Teddy Roosevelt. Kermit fue allí con unos pocos millones de dólares, a combatir tal dictadura, y fue muy pero muy efectivo. En poco tiempo, se las ingenió para derrocar a Mossadegh. Democráticamente trajo al Sha de Irán  para reemplazarlo,  quien restableció el control del petróleo a sus “verdaderos dueños”, las transnacionales.

Cuando Árbenz se convirtió en presidente de Guatemala, el país estaba en manos de la  compañía «United Fruit», la gran corporación internacional. Y Árbenz basó su campaña en un lema que decía, «Queremos  devolverle la tierra a la gente». Y una vez que tomó el poder implementó políticas que harían exactamente eso.

A «United Fruit» no le gustó mucho eso, así que contrataron firmas de relaciones públicas para hacer una

Dios los crió, y el diablo los unió en contra de Cuba

Por Eduardo

Desde hace algunos días deseaba redactar algunas líneas acerca de una noticia que escuché en la sección “La Esquina”, del programa “Mesa Redonda”, conducida por el popular y reconocido periodista cubano Reinaldo Taladrid. Pues resulta nada más y nada menos, que la claque de batistianos cubano americanos del Congreso de los Estados Unidos, pretende sabotear la extracción petrolera por parte de nuestro Estado en las aguas territoriales cubanas. La iniciativa fue presentada por la flamante Jefa del Comité de Relaciones Exteriores dela Cámara, Ileana Ross Lethinen.

La “Loba Feroz” defendió una propuesta que propone sanciones para todas aquellas compañías o gobiernos que desarrollen proyectos de perforación y o extracción petrolera en la llamada zona exclusiva de Cuba en el Golfo de México. El proyecto de Ley que pretende que la Cámara de Representantes y el Senado discuta es un clon de la Ley Helms Burton, pero dirigido a sabotear que Cuba acceda y saque beneficios económicos de estos recursos, a los que legal y soberanamente tiene derecho. El paquete de medidas coercitivas incluye, prohibición de viajar a los Estados Unidos, realizar transacciones bancarias y petición de créditos en bancos norteamericanos, congelamiento de fondos relacionados con estos negocios situados en sucursales bancarias norteñas y sus filiares en el exterior, multas exageradamente millonarias, etc. Como dirían los jóvenes cubanos

Panel solar en Cuba

Por Eduardo

Estimados lectores de La Joven Cuba.

Desde su creación, este blog ha abordado como línea editorial, fundamentalmente, el análisis de la situación política, económica y social del Archipiélago Cubano y su interrelación con la superpotencia mundial que la somete a un brutal bloqueo económico y político en todos los órdenes, así como con el resto de las naciones del planeta. Sin embargo, nunca se ha escrito un post dedicado específicamente al estudio del uso, o mal uso de la energía en esta etapa del devenir de la humanidad, y específicamente en suelo cubano.

Desde que comenzó la Revolución, el Gobierno de los Estados Unidos de América, ha usado como una de las armas para destruirla, privar a nuestro país de los esenciales recursos energéticos para su desarrollo. No voy a repetir aquí, por no extenderme, las medidas primigenias que dieron inicio al bloqueo norteamericano. Pero una de ellas, es el punto de partida para los análisis que contiene este artículo; aquella que limitaba las ventas de petróleo norteamericano a Cuba, y la posterior negativa de las Refinerías Extranjeras a refinar el petróleo comprado a la URSS, con la consiguiente nacionalización de las mismas (la Shell era británica, pero era perro de la misma camada, con un collar ligeramente diferente). En la mente de algunos cubanos todavía resuena el estribillo de una conguita revolucionaria que proclamaba “Eso no puede Shell, porque Texaco de aquí”.