Promover líderes en lugar de instituciones sólidas no es una buena receta para el Socialismo

La visión martiana de los héroes y los gobernantes puede resultar polémica

No quiero ver discursos vacíos sino que me enamoren con la fórmula del amor triunfante

Por: Osmany Sánchez A los jóvenes cubanos hay que hablarles del futuro de Cuba, eso nos toca, como […]

Por: Raúl Felipe Sosa Con la consternación rondando el alma por la muerte del Líder uno busca consuelo […]

Camila Vallejo rechazó las condolencias del PC chileno por muerte de Kim Jong Il

Por: Harold Cárdenas Lema

Hace unos días la dirigente estudiantil chilena Camila Vallejo hacía declaraciones públicas criticando la actitud del Partido Comunista chileno (al cual pertenece) por una carta de condolencias que enviaran luego de la muerte del líder norcoreano. Hace unos días me enteré del luto oficial decretado en Cuba al conocerse la muerte del dirigente asiático, me pregunté entonces: ¿qué motivos tengo para sentir empatía por Kim Jong Il? ¿Cuánto conozco de él? ¿Debo sentirme en duelo por su muerte?

Lo cierto es que en Cuba se sabe poco y se habla menos de Corea del Norte, sabemos que es un autoproclamado modelo comunista (algo fácil de decir pero difícil de hacer) pero con una aureola no muy feliz. De hecho, lo único que conozco del país es su peculiar sistema electoral: por designación paternal.