La salud cubana a la caza de la Covid-19

La intervención del ministro y la vice-ministra de salud en la Mesa Redonda del día 3 de marzo dejaron en la teleaudiencia una alta dosis de seguridad y confianza en la fortaleza del sistema de salud cubano y la estrategia que se está siguiendo en el combate a este Señor Oscuro. Al unísono, saber que Cuba no está a la espera, sino a la caza del virus, nos llena de orgullo hacia nuestros científicos y personal de la salud, con su larga y rica historia.

Elevar a 641 las camas en terapia intensiva, preparar 14 brigadas médicas para ayudar a otros países, garantizar la inmunidad de los 43 participantes en la evacuación del crucero británico errante, y saber que 815 turistas españoles decidieron quedarse en Cuba a pasar la pandemia, son muestras del intenso y eficaz trabajo que se realiza, cuando aún no llega al mes esta batalla. En las calles de Matanzas y toda Cuba, se aprecia ya una mayor disciplina del pueblo/población en el uso del nasobuco, la permanencia en las casas y la ausencia de niños y adolescentes en la mayoría de los espacios públicos.

 El invierno se acerca pero mis héroes reales lo enfrentan con decisión, dentro y fuera de Cuba.

Mientras los espirituanos descubren los primeros contagios y capturan de inmediato a los indisciplinados que escapan del aislamiento; en el barrio El Naranjal, de Matanzas, mi hijastra Lily sale a diario a realizar su pesquisa para la detección de enfermos respiratorios. Al mismo tiempo, en Madrid, mi primo Pepe se afana en la atiborrada sala de cuidados intensivos de un hospital y en New York, el famoso científico de origen espirituano Arturo Casadevall experimenta un viejo/nuevo tratamiento antiviral a partir del plasma de los curados.

Como conferencista invitado, he visitado dos entidades de salud en La Habana que me han impactado al conocer de cerca la magnitud y significación del trabajo de sus colectivos: la Unidad Central de Cooperación Médica (UCCM) y BioCubafarma, la OSDE farmacéutica más importante del país. En la UCCM −donde he acudido varias veces a disertar sobre temas martianos− compartí con cientos de trabajadores y cursistas. Esto me ha permitido comprobar la alta complejidad y dedicación del trabajo que realizan, y los valores de humanismo y solidaridad que forman en los potenciales colaboradores, embajadores de la salud cubana en diferentes lugares del mundo.

Orgullosos podrían sentirse los ilustres antecesores de la actual potencia médica cubana del lugar que esta ocupa en el mundo y su papel en la salvación de la humanidad ante esta amenaza invisible. Desde Vicente de Castro, Tomás Romay, Carlos Finlay, y tantos otros médicos precursores, hasta José Miguel Gómez y su secretario de salud, el doctor Matías Duque Perdomo, Coronel del Ejército Libertador, creadores del primer ministerio de salud en el planeta.[1] Sin olvidar que, en el lejano 1634, se había fundado el Real Tribunal del Protomedicato de La Habana, tercero de América, precedido solamente por los de los Virreinatos de México y Perú.

Al triunfar la Revolución y empezar a implementarse el Programa del Moncada, donde Fidel había propuesto soluciones viables al problema de la salud −uno de los siete mayores que tenía Cuba−, hubo que enfrentar de súbito el éxodo de casi la mitad de los seis mil galenos con que contaba el país. Esa cifra, aunque representaba la mayor per cápita de América Latina, estaba concentrada en las grandes ciudades y en la atención de las capas medias y altas; mientras los pobres, especialmente, las familias campesinas, apenas recibían atención médica.

Con el trabajo sacrificado de los que se quedaron, se lograron elevar los indicadores de salud, fomentar las campañas masivas de vacunación y extender los servicios por toda Cuba; hasta que el fomento de la carrera de medicina y las primeras graduaciones de nuevos médicos permitieron reponer y superar las plazas faltantes. Este esfuerzo sostenido permitió que, en 1970, se lograra lo que considero una de las más grandes conquistas, no solo de la sociedad socialista, sino de toda la historia de la ciencia y la salud en Cuba y el orbe: la integración de un Sistema Nacional de Salud único, primero de América.

Por tanto, en este año de prueba para los humanos, está cumpliendo su primer medio siglo de existencia nuestro Sistema Nacional único de Salud. Qué mejor escenario para hacerlo que implicado hasta el tuétano en esta colosal batalla por la supervivencia de la especie, tanto en Cuba, como en cualquier rincón del mundo, sea en la Europa opulenta, o en el África pobre.

[1] Decreto No. 78 del Gobierno Provisional, a propuesta del Dr. Barnet Roque de Escobar, asesor de la Comisión Consultiva. Publicada en la Gaceta Oficial el 26 de enero de 1909, para entrar en funciones dos días después al restaurarse la República. Siguieron a Cuba: Austria, 1917; Checoslovaquia, 1918; Gran Bretaña,  1919; Francia, 1920; República Dominicana y Líbano en 1921 y Turquía, 1923.

Textos relacionados

Un largo camino a Yuma

La corrupción en Cuba: ¿la verdadera contrarrevolución?

Mi árbol

20 comentarios

Castellanos 6 abril 2020 - 7:32 AM
"Una vez más los cubanos vamos a salvar a la humanidad pues para eso somos potencia médica y tenemos el mejor sistema de salud del mundo mundial." No saqué otra cosa de este artículo propagandístico. :( Y mientras suenan las salvas de artillería para que el mundo sepa que somos el pueblo escogido, el número de casos detectados se acerca peligrosamente a los 350. Los países que más están sufriendo son aquellos que demoraron más en tomar medidas y cerrar fronteras. Entre ellos España, Italia, USA, etc. Cuba no será un excepción y debemos prepararnos para un pico de infecciones y muertes. Así que mejor dejamos de intentar cosechar capital político con esta pandemia y centramos todos nuestros esfuerzos en ser realistas a ver si ese bicho nos golpea menos. No somos "potencia médica" ni nada que se le parezca. Solo somos un país que envía médicos a todas partes como una vía de recaudar algo de dinero. Lo de la "solidaridad y el sacrifico desinteresado" es para la foto, pues todos sabemos lo que en verdad subyace en la mente de los brigadistas y quienes los envían. Al pan pan y al vino vino.
Orlando Rodriguez 6 abril 2020 - 8:27 AM
Más claro ni el agua.
Cubana 100 X 100 6 abril 2020 - 9:02 AM
No es un artículo propagandístico, justamente acabo de enviar un comentario de que cuba ha demostrado ser más potencia médica que todos los países que se creen potencia. Como bien Ud dice, lo más importante es actuar a tiempo. Parte importante de actuar a tiempo es la pesquisa activa de contactos de los casos y su aislamiento, y ya nosotros además lo estamos haciendo en población abierta. ¿Qué más Ud. quiere? Justamente eso es lo que no hicieron Italia, España, etc. por no tener un sistema nacional de salud adecuado, como lo tenemos nosotros, como todo lo humano con sus fortalezas y debilidades, pero ahí está. ¡Claro que tenemos casos en un mundo interconectado y global! Solo si estuviéramos en Marte, quizás no tendríamos y entonces los problemas serían otros. En mi comentario, muy largo, por cierto, destacaba como Cuba venció varias epidemias anteriores y específicamente me referí a la de DENGUE, que controló en tiempo récord. A pesar de que su diagnóstico se logró cuando ya había avanzado mucho, si mal no recuerdo había como 3000 casos. Y más tarde se terminó la epidemia de MENIGITIS MENINGOCÓCCICA para la que no había vacuna en el mundo y fue nuestra vacuna cubana hecha por nuestros científicos (de la no potencia medica), la que la controló en Cuba y en Brasil ¡Casi nada! ¿Qué más Ud. quiere? Más claro ni el agua. Desearía que todo el que no sabe se callara o se asesorrara antes de comentar y diseminar información incorrecta por gusto..
Cubana 100 X 100 6 abril 2020 - 9:31 AM
Me doy cuenta que en el enfado y apuro, además de cometer unos cuantos errores no le respondí lo de nuestros médicos internacionalistas. Sí, son una forma de recaudar dinero, que mucha falta le hace al país, sí los médicos se benefician económicamente, con lo que pueden resolver problemas que no tienen otro modo de resolver. Pero hay que ver, como los he visto yo, los lugares y las condiciones en que trabajan, la dedicación y el amor con que tratan a sus pacientes, casi siempre las personas más olvidadas por la salud en los países en que ellos se encuentran. Hoy muchos en Ecuador, Brasil, Bollivia sienten la falta de sus médicos cubanos. Han marchado a África a riesgo de morir por ébola cuando se pidió ayuda, hoy están en muchos países afectados por el coronavirus, como el nuestro, nuevamente ofreciendo sus conocimientos y sus vidas. El humanismo de esta acción: enviar médicos para los más desposeídos y formar parte de una brigada es inseparable y condiciona todo lo demás. No mezcle y confunda las cosas. Al pan, pan y al vino, vino.
Castellanos 6 abril 2020 - 10:04 AM
Lo mismo hace el personal de Médicos Sin Fronteras, de Orbis y su hospital volante para devolver la vista a quienes no pueden costearse una operación en los países más pobres del mundo. Lo mismo hacen los integrantes de la Cruz Roja Internacional y de la Media Luna Roja. Lo mismo hacen organizaciones como la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), la Asociación Médica Mundial, el Banco Interamericano de Desarrollo, el Banco Mundial en su esfera de Salud, nutrición y población. Lo mismo hace la Comisión Europea Desarrollo y Cooperación Europaid, e Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) y otras organizaciones que harían esta lista muy extensa. Ellos también van a lugares impensables y hacen esfuerzos heróicos por llevar algo de salud a los más pobres y olvidados del mundo sin hacer tanto ruido y sin tanta propaganda política. No solo Cuba envía personal médico ni sus médicos son los más heróicos y sacrificados como intenta hacer creer lael gobierno cubano. Basta de chovisnismos y de creernos el ombligo del mundo, que bastante mal que hemos hecho las cosas por estos 61 largos años. Y no se enfade, que eso nubla la razón. Reciba un saudo.
Cubana 100 X 100 6 abril 2020 - 2:53 PM
Sabía que Ud vendría por ahí. Como en esos países el más poderoso es Don Dinero, déjeme decirle para que se informe que a todos esos “proyectos altruistas”, que los conozco también les hacen una buena deducción de impuestos por ellos. No lo hacen solamente de buena gente o médicos humanitarios y no trabajan en condiciones cualesquiera por ejemplo en el caso de Orbis, que Ud. menciona, traen consigo sus salones de operaciones y están en una ciudad céntrica, el enfermo que no pueda trasladarse, no puede ser tratado. Además, como rara vez están más de 15 días o un mes en un país, luego dejan a los pacientes con un tratamiento iniciado por ellos en el limbo. Si tiene suerte y es un enfermo cuyo estudio puede resultar interesante, entonces si se lo llevan para estudiarlo en los EEUU. Nada de eso ocurre con nuestras brigadas que además de buena atención ofrecen una continuidad. Tenemos muchos problemas, sí, pero es una lástima que haya tanta gente que no sepa apreciar lo que tiene. Nada es perfecto, lo que hay es que mejorarlo, no censurarlo. Y me pregunto ¿de qué sirve mandar un proyecto Orbis al extranjero (aquí sí como propaganda, pues bien, que lo cacarean por toda la prensa cuando llegan), si en el propio país de dónde vienen millones de personas no pueden acceder al sistema de salud? Nuestro deficiente, por humano, sistema no deja a nadie afuera China agarró esta epidemia muy tarde, no es fácil darse cuenta por una sintomatología corriente de gripe darse cuenta de que se enfrenta un nuevo virus. Pero lo controló en tiempo récord. Reconoció la situación a finales de diciembre y lo comunico a la semana a la OMS. Y los demás países avisados, ¿qué han hecho? No tienen un gobierno, un equipo de especialistas, ni un pueblo como el nuestro para triunfar, si no veremos.
Luis Enrique 6 abril 2020 - 10:34 AM
@Castellanos Puede que Cuba no sea una "potencia médica" en el sentido vanguardista. No tiene hospitales con salas de última generación y las tecnologías de la salud y medicamentos, no son de punta. Pero el artículo de Mario es certero en su descripción. Y al menos frente al Sars-cov-2 se va manejando relativamente bien el tema. Aún es temprano, por supuesto, pero es innegable que se cubre muchísimo terreno y el sistema de salud se ha comportado proactivamente. Yo soy de los que pedía una semana antes de lo sucedid, el cierre de fronteras. Se podía haber hecho mucho mejor. Pero después del fenómeno, la situación ha estado bastante controlada. Espero que no deje de ser así. El sistema de salud cubano además, le permite al gobierno ingresar millones por concepto de servicios médicos y por venta de medicinas y además forma en el país y fuera de este a profesionales médicos y técnicos con vocación de prevención. Si eso usted no lo considera potenciar la medicina, me imagino que está mirando muy sesgadamente los hechos solo por tratarse de cuba. No hay que aplaudir todo lo que hace el gobierno para reconocer cuando algo es positivo y ha dado buenos frutos. Ser capaz de mirar imparcial mente la realidad es el primer paso para descubrir lo real
Castellanos 6 abril 2020 - 10:41 AM
Luis Enrique, hay un comentario mio que parece está en spam. Si Harold lo saca verás mi respuesta. Y si no, pues nada que hacer. Lo mismo digo a Cubana 100 x 100. Saludos.
Ninita Rivero 6 abril 2020 - 10:07 PM
Puedo decirle que los dos países que mejor han actuado el AL son Uruguay y Costa Rica también Chile tiene una tasa de mortalidad baja Costa Rica tiene un Sistema de Salud a mi juicio en muchos aspectos superior al de Cuba sin bombo de entrada facilidades para estudiar la carrera y la Caja Costarricense de Seguro Social garantiza la universalidad de la atención medica garantizada en la Constitución para todo los ciudadanos. Es un sistema solidario totalmente despolitizado donde los que más tienen subsidian a los menos favorecidos. Están los EBAIS que son los Establecimientos básicos d atención integral de salud. La total despolitización de la salud y su derecho constitucional hacen al sistema a mi juicio más justo y funcional porque si por casualidad hay algún problema de negligencia mala praxis o falta de medicamentos puedes acudir al Tribunal constitucional y reclamar sin que esto constituya un acto contra el gobierno. Gracias
Tony 6 abril 2020 - 7:40 AM
Mario Valdés Navia, tiene razón, el sistema de salud publica cubano funciona, salvara vidas e inspira confianza en tiempos de pandemia mundial, me consta su eficacia, trabaje en el MINSAP, el talon de Aquiles en Cuba, es la economía que ya estaba en bancarrota, ahora, esta siendo estrangulada por la recesión económica mundial que atravesamos, no hay dinero, no hay turistas, las compañías extranjeras estan en problemas, no existen fondos de inversiones, las reservas del pais solo alcanzan para dos meses, Cuba no se autoabastece de productos agropecuarios, etc, etc, llego el apocalipsis al socialismo cubano en medio de una crisis capitalista. Ironías del destino. :) :) :) Saludos ;) PD.- En tiempos de cuarentena, tenemos mas tiempo para leer, les recomiendo estos dos títulos... "Sapiens. De animales a dioses: Una breve historia de la humanidad" Yuval Noah Harari "Antifrágil: Las Cosas Que se Benefician Del Desorden" Nassim Nicholas Taleb
Cubana 100 X 100 6 abril 2020 - 8:45 AM
Al fin alguien que hace un comentario documentado, equilibrado, sin dejarse llevar por el pánico sobre la situación de la epidemia en Cuba. No solo se ocupa de los médicos, enfermeros, laboratoristas, técnicos que laboran en los hospitales cubanos y en el extranjero; sino que no deja atrás a los científicos que buscan tratamientos óptimos y la vacuna, todos verdaderos héroes que laboran incansablemente. Por algo son parte de nuestro orgullo de ser cubanos. También es imprescindible señalar la labor de nuestros epidemiólogos y virólogos. Ellos son la guían en estos casos. El virus seguirá su curso inexorablemente, siempre que encuentre una persona susceptible atacará. Y al ser un virus nuevo TODOS somos susceptibles. Pero no es el peor al que se ha enfrentado la humanidad, ni siquiera nosotros los cubanos. Cuando se logró diagnosticar el DENGUE, ya con una epidemia mucho más avanzada, con el esfuerzo de todos, profesionales y pueblo se pudo contener en tiempo récord. Entonces, la situación era diferente pues “quedándote en casa” no se resolvía nada, ya que lo trasmiten los mosquitos. Hubo que cerrar el paso en las provincias más afectadas. Este virus “coronado” se trasmite solamente de persona a persona. Ahora lo más importante es ayudar a todo ese personal capacitado que tenemos a disminuir el número de infectados cumpliendo las medidas indicadas, en espera de tratamientos y sobre todo de una vacuna eficaz. Entiendo mejor la preocupación ante la falta de alimentos que por el virus, Quizás eso sea más difícil de resolver en un país bloqueado y asediado continuamente hace más de 60 años, pero también confío en que se tomaran las mejores medidas para protegernos a todos. El antiguo tratamiento propuesto por Casadevall fue utilizado en Cuba por nuestros científicos y médicos pediatras a finales del siglo pasado (hace unos 30 años), durante la epidemia de meningitis. Cuando se estaba ensayando la vacuna antimeningocóccica cubana, pero aun no estaba aprobada (como tantos reconocen, ese es un proceso largo, pues es un producto que hay que garantizar en todo sentido, ya que se le va a administrar a personas sanas, muchas veces niños), a partir del plasma sanguíneo donado por los primeros voluntarios vacunados, se preparó, inicialmente en el laboratorio con métodos casi caseros, luego de forma industrial, gammaglobulina hiperinmune antimeningocóccica liofilizada. Aprobada por el Grupo de Pediatría se envió a los hospitales pediátricos. Fue sumamente eficaz para tratar a los niños que enfermaron cuando aun no se tenía la vacuna a punto y en cantidades suficientes para una vacunación masiva como se requería. Más de un pacientico se salvó gracias a ella. Esa, la MENINGITIS MENINGOCÓCICA, es otra epidemia que Cuba venció. Esa gamma, junto con la vacuna antimeningocóccica está patentada en muchos países desde los años ´90, incluso en EEUU. En esta epidemia se podría preparar gamma a partir del plasma de pacientes convalecientes (ya que aun el trabajo con las vacunas está apenas comenzando y no habría suficientes donantes). Cuba ahora no podría pensar en algo así, pues no tiene una cantidad suficiente de personas convalecientes, gracias al buen trabajo de todos lo que Ud. mencionó (en la época de la meningitis y el dengue eran otras personas, pero igualmente profesionales y capacitados). Pero si pudiéramos tener colaboración con China, allí si se podría tener suficiente material para preparar una gammaglobulina hiperinmune y repartirla por todo el mundo, pues a diferencia del plasma (tratamiento que ya se utiliza para tratar la COVID-19), la gammaglobulina hiperinmune no es exigente con la cadena de frío. Es el tratamiento más rápido y seguro.
Mario Juan Valdés Navia 6 abril 2020 - 8:58 AM
La estrategia que está sifuiendo Cuba tras 3 semanas de contagio ha sido positiva. No hay otra.conclusión posible.seria y objetiva. Yo.expongo hechos e ideas si le hago propaganda al nivel.alvanzado por la.salud cubana bienvenida.sea. No escribo para complacer a nadie. Quisiera que me rwfutaran con hechos verificables e ideas argumentada.
Carlos 6 abril 2020 - 12:07 PM
Mario, sin dudas Cuba tiene bastante personal médico y algunos recursos comparando con otros países del tercer mundo. Pero creo que es un poco temprano para alzar la bandera de la victoria. Ahora es cuando empieza a crecer el virus dentro del país. Hoy hablamos de 350 casos y 9 fallecidos.
Azul 6 abril 2020 - 9:33 AM
Buen día a todos. Si bien es cierto q por muchísimos años fuimos lo q ya no somos ( potencia médica ), no podemos dejar de reconocer la valentía y el sacrificio de muchos de nuestros profesionales de la salud. Y digo ya no somos porque como en ocasión anterior ,reitero ahora q una de las principales formas de la medicina es la preventiva,la cual incluye una buena salud mental, alimentación adecuada y/o balanceada, y una higiene lo más ideal posible. ¿ Alguien puede decir q cumplimos con alguna de estas tres cosas ? La alimentación es bastante reducida a contados productos tanto cárnicos como lácteos,los precios de las frutas y verduras son de espanto y los cereales jajaja. La higiene,mejor ni mencionarles. A la par de la falta de agua corriente en el creo yo noventa por ciento del país,únese la ausencia de implementos de limpieza idóneos y a precios accesibles a la población. Si además existe un gigantesco bache en los productos de aseo,tanto personal como comunes, es casi imposible q exista esa higiene soñada. Por tanto,tener la salud mental q ayude a la prevención es una quimera. Una cosa son los profesionales de la salud,y otra el sistema de salud como ente preparado para enfrentar estos problemas. Eso sin contar la proliferación de hechos de corrupción q se han convertidos en habituales por la gran cantidad q surgen,(los q nos enteramos y los q se callan ) Aplausos para nuestro personal, deberían ser más y mejor valorados. Lo demás,en deuda total.
Cubana 100 X 100 6 abril 2020 - 3:51 PM
Azul, Voy a comentar una última cuestión pues no puedo seguir dedicando tiempo a esto. Parece que Ud. y yo vivimos en países diferentes. Pues aquí si algo se práctica es la prevención. Por eso fuimos el primer País en erradicar la trasmisión del VIH de madre a hijo, reconocido por la OMS. Por eso tenemos uno de los esquemas de vacunación más amplios del mundo (vaya para no ser absoluta, pues hasta tenemos vacunas que otros no tienen). Durante todo el embarazo se chequea a la madre y luego de nacer al bebé, para detectar problemas congénitos, como la fenilcetonuria, que si no se detecte tempranamente aparece el retraso mental. Se hace prueba citológica y mamografía a las mujeres. Ah, pero Ud. habla de una prevención que es totalmente individual: lo que uno come, sus hábitos sanitarios, la salud mental depende en gran medida de cada cual y de lo que le hayan enseñado. Además, eso ayuda, pero no evita que Ud. se enferme. Dentro de las escaseces Ud. puede elegir mejor o peor. ¿Dígame qué prevención se hace en los propios EEUU? Cuando recientemente allí hubo una epidemia de sarampión (aquí prácticamente erradicado); con el VIH, cuando por respetar los derechos humanos de los enfermos se irrespetaron los derechos humanos de la mayoría sana; con dos contactos de los dos únicos casos de ébola (importados de África) que por respetar sus derecho humanos hace unos años por poco colapsa el sistema, pues se les dejó hacer su propio aislamiento y uno apareció en un avión de más de cien pasajeros y otro en un crucero de miles de personas. Fue un problema internacional y hasta Obama intervino y creó una comisión para estas situaciones. Por supuesto, Trump la desmanteló.¿Eso es prevención? Y no crea que comen más sano, pues la mayoría vive a base de comida chatarra (más barata), se llenan de refrescos con azúcar de maíz que Ud. podrábuscar el daño que hace; los alimentos tienen cientos de aditivos, sabores artificiales, etc. Los aimales se crían con hormonas de crecimiento y antibióticos, también muy dañinos. No son sus indicadores de salud, ni por mucho los mejores. Y no es que nos interese la competencia, aquí se trabaja para mejorar en lo posible nuestras condiciones. Recuerde que no nos dejan hacer lo que queremos, si no lo que nos permiten hacer. Errores, sí tenemos muchos, pero trabajemos para resolverlos, pues tenemos muchas cosas buenas. Nosotros con mucho menos dinero y recursos hacemos mucho más y tenemos mejores indicadores de salud. Miren que hablar de que haya médicos corruptos, ¿y la culpa también es del sistema, del gobierno? (Ya les llegara su momento, como va llegando en otras esferas.) Y como si la peor corrupción no fuesen los escandalosos precios de la atención médica y los medicamentos en los sistemas privados transnacionales. Así que ruego que toquen otra tecla. Lo único que comparto con Ud. son los aplausos a nuestro abnegado personal que trabaja en la salud, dondequiera que esté: en Cuba o afuera, en un hospital, consultorio o laboratorio.
Alheli 7 abril 2020 - 4:18 AM
Cubana, la prevencion de las enfermedades en terminos de alimentacion, aseo, salubridad, condiciones de vida deja de ser un problema individual cuando la escasez de recursos es tal que el propio gobierno reconoce que los productos no pueden normarse para su distribucion equitativa, ni a precio de shopping, porque no alcanzan para todos. Yo reconozco los esfuerzos que hace nuestro pais con la situacion economica tan critica, para seguir manteniendo en fucncionamiento el sistema de salud tal y como lo conocemos; y me quito el sombrero ante la labor personal y profesional de nuestros medicos, enfermeras y demas personal del sector; que estan arriesgando sus vidas como lo estan haciendo sus colegas de otros paises. Pero en el caso especifico del Covid se cometieron errores super graves e injustificados en los momentos iniciales al cerrar los ojos ante lo que estaba sucediendo en España e Italia fundamentalmente, y ante las medidas que se estaban tomando en otros paises dada su eficacia demostrada en los epicentros chinos de la pandemia. Se defendió la entrada de viajeros procedentes de paises altamente infectados; llegandose a promocionar Cuba como refugio turistico contra el Covid; se intentó prohibir el uso del nasobuco, se trató de mantener el ciclo escolar en escuelas con hacinamiento y sin agua, se minimizó la importancia de hacer cuantos tests fueran posibles. Nuestros propios periodistas llamaron histericos a quienes hacian llamados respetuosos e insistentes desde las redes para que se implementaran las acciones que hoy constituyen las bases estrategicas de la lucha vs la propagacion y que no es mas de lo que se esta haciendo hace mucho rato en otros paises de la region. La irresponsabilidad y negligencia conque fue manejado este tema -lo cual entre parentesis ha sido un error cometido en otros paises como el propio EEUU- propició una ventana para que el virus penetrara y se propagara a una velocidad mucho mayor que si se hubiese actuado a tiempo. Nuestros medicos, enfermeras, pesquisadores, virologos y laboratoristas estan luchando contra el Covid, y tambien contra los ineptos, oportunistas y demagogos que engañaron a la Direccion de nuestro pais y le pintaron un panorama, en el que Cuba seria el unico pais capaz de controlar la pandemia sin distancamiento social, sin PPE, sin aislamientos. Vamos a derrotar el Covid, pero eso ya costó irremplazables vidas humanas, y va a seguir costando recursos y tiempo; que se necesitan desesperadamente en un pais agobiado por las carencias, y que podian haberse ahorrado si no hubiera sido por esos personajes que van a seguir en sus puestos, y van a seguir creandole problemas al pais si se les permite seguir haciendo gala de la misma incompetencia.
manuel 6 abril 2020 - 2:51 PM
Un saludo de un trabajador de la salud para todos mis coterraneos cubanos donde quiera que esten dando batalla a esta pandemia y proviendo de servicios a la humanidad. Si estan alli es porque hay problemas y nesesidad de uds. Me quito el sombrero. Una potencia medica ? NO, eso es politiqueria . Un sistema de Salud potenciado y asequible para la poblacion de un Pais del tercer mundo , pobre y bloqueado. Sin dudas hay desicion gubernamental y vocacion politica detras de ese desarrollo pero es la cultura y el humanismo de nuestro pueblo el verdadero heroe de este capitulo. Me uno al homenaje de esos angeles de la salud cubano que se da en este sencillo post.
Armando Gomez 6 abril 2020 - 5:39 PM
La salud publica en Cuba funciona,no es mala,pero no es mejor que las de los paiseas desarrollados,hay medicos buenos y malos como en todos los paises,pero en los ultimos años se ha visto un gran deterioro en la calidad del personal de salud en general,enfermeras emergentes que son un desastre,medicos sin vocacion,todo,debido a la politica salarial,muchos estudian medicina o enfermeria pensando en viajar,Cuba no tiene economia para matener tanto personal de salud y tantos hospitales,se dice,que en Cuba hay unos 70 mil medicos,si se les pagara 3000 mil dolares mensuales,al año serian 2 520 millones,hay unas 80 mil enfermeras,pagandoles 2000 dolares mensuales serian 1 920 millones,despues sumele,los tecnicos de laboratorio,Rx,fisioterapetuas,la unica manera de matener la salud publica es pagando salarios insuficientes,eso no pasa en otros paises,otra cosa,si llegas al cuerpo de guardia de cualquier hospital en Cuba con dolor de garganta,con solo el medico mirarte te manda o no antibioticos,en otros paises,antes de mandarte el antibioticos te hacen un exudado y un analisis de sangre,lo que quiero decir es que, comparado con otros paises al estado cubano la salud publica le sale muy barata.
Cubana 100 X 100 6 abril 2020 - 11:32 PM
Mire Armando esa visión apocalíptica que Ud. tiene del sistema de salud cubano es falsa. Y nuestra salud pública con todos sus defectos no es mala, como Ud. dice, pero además es mejor que en los países desarrollados porque es inclusiva, no exclusiva. Cuando yo era niña el médico primero examinaba bien al paciente y diagnosticaba (lo que se llama “ojo clínico”). Imponía tratamiento y si luego hacía falta hacía exámenes, pues ninguna prueba, ni intervención de salud, por sencilla que parezca, está exenta de riesgo. La mayoría de las veces sus diagnósticos sin tanto aparataje, con solo examinar adecuadamente al paciente, eran acertados. Hoy ante cualquier duda tenemos los equipos, en Cuba comprados a base de sudor y sangre de todos nosotros. Pero no, la salud en Cuba no sale nada barata, porque somos muchos y a todos nos atienden. En los países “desarrollados” el médico para un dolor de cabeza hace una tomografía (y este es un caso real en un país desarrollado) y luego resulta que el niño solo necesitaba espejuelos, Ud. no cree que un simple examen del estado del paciente: muchacho joven, fuerte y saludable, ¿no era suficiente para empezar descartando esa causa? Sus padres, que no son ricos, se gastaron todos sus ahorros en los “dolorcitos de cabeza”. Pero no es que el médico no pudiese prever que era falta de espejuelos, bueno si no pudo mejor se dedica a otra cosa. Pero no le convenía hacer eso. Recuerde que en los países desarrollados el paciente deja de ser paciente para convertirse en cliente y se le debe sacar el máximo dinero posible. Por eso lo ingresan en un lugar que parece un hotel 5 estrellas, por eso gana el personal de salud las cantidades astronómicas que ganan y por eso millones de personas no tienen acceso a la atención médica, ni siquiera de primer nivel en esos países. En ese mismo país vi en un noticiero a una mujer dar a luz en el césped delantero de una clínica porque la botaron por no tener seguro, ni dinero para pagar su atención. Y hoy hemos visto los sistemas de salud de esos países desarrollados colapsados totalmente por la actual epidemia. Como piratas salen a robarse unos a los otros los suministros médicos necesarios para atenderla. Cuba no puede permitirse el lujo de pagarle lo que le paga un ricachón a un médico afuera. Es simplemente otra visión del problema. Pero además ese médico cubano tiene la salud y la educación de sus hijos garantizada (no me diga que la educación es mala porque volvemos a lo mismo). Dese una vueltecita por esos países desarrollados para que vea lo “buena” que es la educación (tan “buena” como la salud) y además lo que cuesta, que quedan endeudados de por vida. Por qué Ud. cree que más de un centenar de muchahos norteamericanos han hecho sus estudios de medicina en Cuba. Además, el médico cubano paga poco o ningún alquiler, tiene subsidiados los gastos de teléfono (no me refiero al móvil), gas (cuyo precio es de risa), electricidad, agua. Que todo eso tiene huecos, sí, pero a pesar de nuestros problemas no es peor que en otras partes. Pero “siempre se ve más verde el prado de enfrente”. Donde quiera hay burocracia (la nuestra es de niños al lado de lo que se ve afuera), dondequiera hay corrupción (ídem), dondequiera hay médicos y enfermeras, buenos y malos. Me encantaría que lo comprobaran. Y le repito en los países desarrollados si no tiene mucho dinero trate de al menos tener mucha salud. Cuántos cubanos hay en Cuba operados de catarata gratuitamente, que les colocaron un lente que se compra en los países desarrollados, al precio que ellos pidan. Cuántos cubanos con SIDA tienen garantizado un tratamiento que es carísimo y muchos en el mundo no lo pueden tener. Cuantos cubanos hay que tienen puesto un marcapasos y no hablemos de cuánto cuesta. Cuántos cubanos tienen tratamiento anticanceroso (que tampoco lo regalan) y así podría seguir al infinito. Sí, la salud pública no le sale nada barata al país, pero a los cubanos sí. Hay cosas que cuesta trabajo aceptar y es que personas que se benefician o se beneficiaron de nuestro “terrible” sistema, critiquen sin hacer nada por mejorarlo. Y con frecuencia critican o se quejan los que más han recibido, los que más le deben. Hay cosas criticables sí, pero si cada uno en su pedacito hiciera por mejorarlo y no por esparcir desaliento, otro gallo cantaría. Si estuvieran confundidos es hora de que despierten y analicen bien las cosas. Y si lo hacen por unos míseros pesos u otro motivo mezquino sepan que al final no tendrán cabida, no los necesitamos entre nosotros.
manuel 7 abril 2020 - 7:39 AM
Estimado Armando .....es mi opinion personal que hay una parte de su escrito que NO se ajusta a la realidad , es lo referente al salario que se paga en otros paises ......hay mucho personal de enfermeria en este mundo que su salario esta por debajo del costo de la vida ........dos ejemplos : En Argentina hay enfermeros que tienen que trabajar hasta en tres trabajos en el mismo sector de la salud para poder llegar a pagar sus adeudos basicos y en la desarrollada Canada ayer el gobierno tuvo que darles 4 dollares mas por hora a los preposes que trabajan en el sistema prive porque esa gente cobra....... salario minimo . Mi salario de enfermero actualmente esta por debajo del 2,4 % de acuerdo al costo de la vida aqui y de no haber acuerdo en dos anos mas estara por debajo del 6,2 %. La convencion salarial termino este 31 de Marzo , la guerra entre los sindicatos y el gobierno por un aumento salarial comenzo desde principio del 2020 y NO hay acuerdo ......... Los tiempos extras para tener un mejor salario ..........son por cantidades industriales en el sector de la salud. El personal que viene de hacer su universidad tiene una deuda enorme por la bolsa de estudiante prestada por los bancos.. Para los enfermeros auxiliares (que cuesta menos )que llegan de otros paises y que validan su diploma , por 3 meses y medio de curso de actualisacion tiene que pagar 23 mil dollares. El gobierno cubano tiene una deuda enorme en salarios , condiciones de trabajo y ganacias sociales para con el sector de la salud ..... , en eso si estamos de acuerdo.

Los comentarios están cerrados.

Agregar comentario