Continuación de la 1era Parte.

R. G. P.: Uno de los reclamos de muchos que comentan en el Blog que son emigrados cubanos ponen como ejemplo a Argentina, España, Italia, Brasil, Colombia etc. En todos esos países, por más que Ud. tenga nacionalidad de USA (o de donde sea) puede ir al consulado y participar en las elecciones de su país de origen. No se pierde la nacionalidad, a menos que se renuncie a ella. Entiendo que no en todos los países es igual. Pero creo que Cuba es el único país que no permite votar a los cubanos en el extranjero. Quizás haya otro, pero es algo muy peculiar de las elecciones cubanas. ¿Cuáles son las causas de esta ley electoral?

Y.S.C: Las elecciones en Cuba se rigen por lo que planteala Ley Electoral. Hay países donde ni siquiera hay elecciones y otros donde el Jefe de Estado tiene un carácter vitalicio. Cada país debe poseer las formas de gobierno que les resulten adecuadas. Podemos ver las experiencias de otros, pero ya Martí nos alertó: Injértese en nuestras repúblicas el mundo, pero el tronco ha de ser el de nuestras repúblicas. La contrarrevolución plantea que el hecho de que los cubanos en el exterior no tengan derecho al voto es porque hay miedo de que todos ellos voten en contra del proceso revolucionario. Pero es que nuestros candidatos—todos—son los más genuinos representantes del pueblo. Hay que tener en cuenta que muchos de los nacidos en Cuba y que viven en el exterior, adoptaron otra ciudadanía, y ya no son ciudadanos cubanos, por lo que están inhabilitados por la ley.

También en el orden práctico sería muy engorroso, por ejemplo, que los colaboradores cubanos en Venezuela votaran cada uno por su delegado en Cuba. Habría que poner una urna diferente donde quiera que existieran dos médicos cubanos que vivieran en circunscripciones diferentes dentro de la Isla. Porqueese delegado es el del pedacito, el del barrio, el de la circunscripción. No es el candidato de un partido, que es lo que ocurre en la inmensa mayoría de los países.

Anuncios

Por: Ernesto Che Guevara*.

En resumen, eliminar las categorías capitalistas: mercancía entre empresas, interés bancario, interés material directo como palanca, etc. y tomar los últimos adelantos administrativos y tecnológicos del capitalismo, esa es nuestra aspiración.

Se nos puede decir que todas esas pretensiones nuestras equivaldrían también a pretender tener aquí, porque los Estados Unidos lo tienen, un Empire State y es lógico que nosotros no podemos tener un Empire State pero, sin embargo, sí podemos tener muchos de los adelantos que tienen los rascacielos norteamericanos y técnicas de fabricación de esos rascacielos aunque los hagamos más chiquitos.

No podemos tener una General Motors que tiene más empleados que todos los trabajadores del Ministerio de Industrias en su conjunto, pero si podemos tener una organización, y, de hecho la tenemos, similar a la General Motors. En este problema de la técnica de administración va jugando la tecnología; tecnología y técnica de administración han ido variando constantemente, unidas íntimamente a lo largo del proceso del desarrollo del capitalismo, sin embargo, en el socialismo se han dividido como dos aspectos diferentes del problema y uno de ellos se ha que dado totalmente estático. Cuando se han dado cuenta de las groseras fallas técnicas en la administración, buscan en las cercanías y descubren el capitalismo.

La metamorfosis de la prensa en Cuba queda en manos de la joven generación de periodistas.

Por Lisandra Durán Gutiérrez

Cuando estaba en tercer año de la carrera de periodismo, apenas el semestre pasado, la Facultad de Ciencias Sociales de la Universidad Central de las Villas, otorgó a Alfredo Guevara el título de Doctor Honoris Causa en Ciencias Políticas, oportunidad en la que el intelectual intercambió sus ideas con estudiantes y profesores del centro.

El teatro universitario acogió el encuentro, precedido por una entrevista que realizara unos días antes Amury Pérez en su programa Con dos que se quieran a Alfredo Guevara, cuya última respuesta fue que el periodista en Cuba tenía que ser periodista.

Por Osmany Sánchez

Algunas veces me han dicho que soy injusto cuando tildo de mercenarios a todos los llamados “disidentes” o “independientes”. Los de disidentes lo pongo entre comillas porque es un término que nos quieren robar. Disidente puede ser alguien que no esté de acuerdo con una medida tomada por el gobierno o con su presidente del CDR pero eso no lo convierte en alguien que esté en contra del proceso revolucionario. El independiente entre comillas es porque no puede ser independiente alguien que recibe dinero para actuar en contra de su país siguiendo una agenda dictada desde el exterior.

La defensa de estos personajes es que Martí y Fidel también pasaron por los Estados Unidos a recaudar fondos. Claro no dicen que martí andaba con el dinero recaudado en el bolsillo pero con los zapatos rotos porque todo el dinero era para la causa revolucionaria. Tampoco dicen que los miembros del 26 de Julio que se preparaban en México caminaban kilómetros dentro de la ciudad para no gastar dinero en transporte.

Martí primero y Fidel después recaudaron los fondos entre

La oreja peluda de la burocracia se asoma mediante su herramienta favorita: el funcionario.

Por: Harold Cárdenas Lema

“la burocracia, como la organización civil del Estado, se opone al Estado Social de los civiles” Karl Marx

Hoy voy a referirme a un personaje que siempre me ha resultado interesante: el funcionario cubano. Los hay de muchos tipos, mejores y peores, pero me referiré mayormente a estos últimos. En su mayoría cargan con un lastre burocrático y muchas veces son la viva estampa del peor cliché cubano: camisa de cuadros con lapiceros en el bolsillo, maletín en mano, su mirada sugiere que “todo está bajo control” y una fraseología fácilmente distinguible.  Pero hoy no me limito a criticarles, al contrario, nunca lo hubiera creído pero me toca por esta vez defenderlos y hacerles justicia también en lo que toca.

Conozco los tipos de funcionarios que tenemos, el demagogo que denota oportunismo hasta en su sonrisa (pero por alguna extraña razón ha logrado escalar en la pirámide de dirección) y conozco al funcionario que es verdaderamente ejemplo, que es muestra de sacrificio y le ves dándolo todo por su trabajo y la sociedad mientras su casa se cae a pedazos. A ninguno de los dos se le ha hecho justicia, al primero se le ha permitido ostentar cargos de dirección utilizando para ello métodos dudosos y al segundo el destino le ha recompensado con mucho menos de lo que merecía. El primero olvidó desde hace mucho la premisa de hacer coincidir los intereses personales con los colectivos y el segundo no ha hecho más que sacrificar su propia vida en aras de un bien común que se demora en llegar.

Por: Roberto G. Peralo
De las muchas veces que el tema de la democracia ha sido tratado en el Blog de La Joven Cuba, (LJC) y muy en especial lo relacionado con el funcionamiento de la Asamblea Nacional (AA). Tuve el placer y la oportunidad de intercambiar criterios y opiniones con Yoerky Sánchez Cuellar (Y.S.C) en el III Encuentro Internacional por la Libertad de los Cinco.

Y.S.C Periodista. Director de la Revista Alma Mater de la Casa Editora Abril. Es diputado a la Asamblea Nacional del Poder Popular de Cuba y miembro de su Comisión de Atención a la Niñez, la Juventud y la Igualdad de Derechos de la Mujer. De las casi dos horas de debate y sin tan siquiera proponérnoslo se tocaron temas interesantes que con el consentimiento de Y.S.C compartimos con los lectores del Blog. Por la extensión de la entrevista y por la variedad de temas tratados decidimos publicarla en tres partes.

R. G. P.: Uno de los temas que se han cuestionado en el Blog La Joven Cuba, es que el 50% de los Diputados no son seleccionados en sus barrios, sino son propuestas que realiza la comisión de candidatura. ¿Por qué tienen que ser propuestos la mitad de la Asamblea por la Comisión de Candidatura? Usted no consideraría que un 25% sería suficiente, para dejar un 75 %, mayoría absoluta, que sean propuestos y elegido en sus barrios.

Y.S.C: Después de un amplio proceso de intercambio con estudiantes, cederistas, trabajadores, federadas, todas las propuestas de diputados, el 100%, la realiza la Comisión de Candidatura creada con ese fin y la aprueban los delgados a la Asamblea Municipal por donde resultaron propuestos esos candidatos. De lo que seguramente me hablas es de que hasta un 50 % del parlamento está integrado por delegados de base, que sí fueron previamente electos en los barrios en los comicios parciales. ¿Por qué no ampliar esa cifra? Pudiera ser tema de análisis, estudio y discusión.

Pero lo que sí está claro es que este sistema nos ha permitido contar con un parlamento diverso, donde en ese otro 50% están estudiantes, intelectuales, artistas, deportistas, científicos…que representan al país, muchos de los cuales, por sus funciones de trabajo o estudio, no pueden ser delegados de circunscripción, pero sí diputados al parlamento. No hacerlo también privaría a la Asamblea Nacional de contar con un grupo de ciudadanos de altos méritos y capacidad para hacer aportes importantes en los debates del máximo órgano legislativo, independientemente de que desempeñen funciones de dirección y de trabajo en niveles provinciales o nacionales.
También se busca con ello evitar que al momento de la elección primen exclusivamente sentimientos o intereses locales. No obstante ser electos por un municipio, los diputados ejercemos nuestras funciones con carácter nacional y representamos a todos el pueblo cubano, en nombre del cual tomamos las decisiones.

Tampoco puede olvidarse, que la propuesta de la Comisión de Candidatura, antes de ser llevada a la Asamblea Municipal, fue consultada ampliamente en los barrios, centros de trabajo e instituciones, incluyendo la consulta a los delegados electos en cada circunscripción. Finalmente, el pueblo tiene la absoluta facultad y libertad de decidir en voto libre, directo y secreto si vota por uno, por varios o por todos los candidatos.

Tomado de EL DUENDE.
Traducido del más allá por Max Lesnik.

Hoy El Duende nos ha cedido su espacio de tiempo en Radio-Miami para llevarles a nuestros lectores y oyentes una muy interesante entrevista que le hiciera la periodista Anne-Cecile Huprelle de la emisora europea Radio-Mónaco al profesor Salim Lamrani de la Universidad La Sorbona de París, sobre las relaciones entre Cuba y los Estados Unidos.
El profesor Lamrani es un acucioso experto en asuntos latinoamericanos y profundo conocedor de la situación política cubana, así como asiduo colaborador de Radio-Miami. A continuación la entrevista realizada esta semana por la periodista de Radio-Mónaco, Anne-Cecile Huprelle al profesor Lamrani :
Anne-Cécile Huprelle: Cuba está viviendo en este momento en una era de modernización sin precedente.
Salim Lamrani: En efecto, hay que subrayar dos medidas. La primera constituye una revolución estructural de la fuerza del trabajo. Las autoridades han decidido proceder a la supresión a medio plazo de cerca de medio millón de puestos de funcionarios, o sea el 10% del total, y de un millón en cinco años.
La segunda medida también es una medida sin precedentes por su envergadura. Se trata de una apertura de la economía estatal al sector privado, destinada, entre otras cosas, a legalizar una economía informal creciente y a recaudar impuestos en un país poco habituado a la cultura fiscal. El Estado, que controla cerca del 90% de la economía, ha decidido delegar una parte de sus actividades económicas a personas privadas. Cerca de 178 nuevas actividades se han abierto al sector privado. Conviene recordar