Hombres que no se olvidan

Por: René Portuondo

En la vida de cada ser humano hay momentos que no se olvidan nunca, que siempre se recuerdan como si quedaran fijos en nuestra memoria. Para los cubanos un momento así fue el de la noche del 25 de noviembre de 2016. Y no podría ser de otra manera, pues una noticia como la que nos golpeó a todos esa noche, aunque natural, no dejaba de ser extremadamente dolorosa.

Ya han pasado casi 2 años, y los agradecidos nos volvemos a reunir, no para llorar la muerte, sino para honrar la vida. Pues los hombres que llevan dentro de sí el decoro de un pueblo insumiso y destinan toda su existencia a la dignificación de ese pueblo no mueren nunca.

Un hombre así, era Fidel.

Los revolucionarios que hoy nos comprometemos con su ejemplo, asumimos el más grande de los retos: continuar la obra que él empezó, superarla y profundizarla en condiciones cada día más difíciles. El mismo Fidel expresó hace ya casi 60 años: “nadie piense que a partir de ahora todo será más fácil, puede ser que ahora todo sea más difícil”. Pero enseñarnos que afrontar los retos y hacer realidad lo imposibles es el día a día de los revolucionarios, fue también parte de su inmensa obra.

La patria hoy tiene delante grandes desafíos, los pinos nuevos tienen el alto compromiso de ser cambio y continuidad al mismo tiempo, de mantener y desarrollar la obra dignificadora de Fidel en nuevas y difíciles condiciones. El pueblo tiene delante la tarea de codificar en ley los sueños de justicia y redención del comandante, de hacer nuestra Carta Magna la más alta expresión del humanismo socialista que el trató de inculcarnos.

Dos años han demostrado a los escépticos y detractores que vaticinaban el fin de nuestro sistema, que la revolución cubana, no era la locura de una elite y un caudillo, sino la voluntad más genuina de un pueblo libre y rebelde, que está dispuesto a pagar con sangre esa libertad, un pueblo que ha asumido el inmenso reto de ser hoy su propio Comandante en Jefe.

(Fragmentos de las palabras pronunciadas por el autor en la actividad organizada en su comunidad en honor al natalicio de Fidel Castro, el domingo 12 de agosto del 2018)

Tomado de: La Trinchera