El último gran revolucionario

muere-fidel-castro

muere-fidel-castroPor: Harold Cárdenas Lema

Cuba no cambiará tanto pero cambiará todo. Fidel Castro ha muerto y hoy no quiero saber de críticas ni necesidades cotidianas. Tengo  que escribir y lo haré aunque los sábados nadie lea un blog, es una deuda con el último gran revolucionario del siglo XX.

Lo más cerca que estuve de Fidel fue a cien metros de distancia en una plaza pública. No fui de los niños que lo abrazaban en los congresos, los adolescentes que tenían su compañía en las organizaciones juveniles, o los universitarios que marchaban con él en la capital.

Siempre supe que tendría el estigma de haber vivido en la era de Fidel y no haberlo conocido en persona, pero  más importante que lo anecdótico es el ejemplo de vida. ¿Cuántos de los jóvenes que lo abrazaron luego han claudicado? ¿Cuántos jóvenes desconocidos le rendirán homenaje sincero en los próximos días? Anoche vi llorar a los amigos que no entienden ni se interesan por la política, lo que acaba de ocurrir llega a la fibra de la nación y su historia.

noticia-muerte-fidelCuando dieron la noticia no quería creerlo, dolió como sabía que lo haría, hay cosas que van por encima de todo. Ningún extranjero puede entender que para los cubanos Fidel es un tema más emocional que racional, y eso que me había preparado para este día. Soy un marxista práctico que sabe de la realidad objetiva, el sentido de la vida y las leyes de la dialéctica, pero nada te prepara.

Primero pensé en la mortalidad de mi abuelo que tiene noventa años y siempre dijo que resistiría junto al Comandante. Pensé en qué estaría sintiendo Raúl, el presidente que con voz quebrada ante las cámaras debió dar la noticia a los cubanos… ¿porque cómo se dice que tu hermano mayor ha muerto?

Pensé en que la mitad de la simbología revolucionaria reposaba en la figura de Fidel, ojalá no fuera así, pero tocan grandes desafíos para el futuro. No es justo que se haya marchado en un momento incierto, no es justo que llegue Trump y se vaya Fidel, no es justo que no vea el fin del bloqueo.

Hoy no perdono al amigo, conocido o desconocido que ofenda al último gran revolucionario del siglo XX. Hoy no tolero una crítica a nuestra Revolución. El Comandante reposa junto a Lenin, el Che, Allende, Mandela, Chávez y muchos más. Ayer fue el último día de Fidel Castro entre nosotros pero el primero de su leyenda. Hasta siempre.