Sospechas y Disidencias


iroel sanchez y la joven cuba (Palabras de presentación del libro “Sospechas y disidencia: una mirada cubana en la red” del autor Iroel Sánchez y que tuvo lugar recientemente en la ciudad de Matanzas)

Por: Harold Cárdenas Lema (harold.cardenas@umcc.cu)

Este debe ser un día peligroso, mientras el resto de las personas dedican su tiempo a menesteres cotidianos nosotros hemos venido aquí movidos por sospechas y disidencias compartidas. En un mundo en el que ser revolucionario no está de moda y se castiga duramente a los que evitan los derroteros del capitalismo, este país y sus ciudadanos llevan más de medio siglo marcando la diferencia política.

Somos disidentes de la norma, de las reglas impuestas por el mercado y la globalización del pensamiento único que trata de imponerse sobre nuestros pueblos. Somos sospechosos por mostrar interés sobre un libro que defiende a Cuba y la obra construida en las últimas décadas. Y el más sospechoso y disidente de todos, es el que escoge el terreno más difícil para la lucha: tal es el caso de Iroel Sánchez.

Hoy ponemos a consideración del público matancero su libro “Sospechas y Disidencias: una mirada cubana en la red”, este texto que la Casa Editora Abril pone a nuestra consideración, reúne una selección de textos publicados por el autor en su blog La Pupila Insomne. El libro presenta una estructura de cinco capítulos que aborda las principales líneas temáticas de la bitácora, permite a los lectores dialogar con el contenido y brinda una radiografía sobre las repetidas manipulaciones que tienen lugar sobre Cuba en la web. Su diseño es atractivo e invita a la lectura, esa forma desenfadada resulta clave para abordar aspectos de nuestra realidad que en manos de otros pueden desembocar en caminos trillados.

Valga mencionar que este libro llega a Matanzas precedido por una gran acogida dentro y fuera del país. El escritor Daniel Chavarría lo calificó como “una pupila de larga visión (…) un verdadero banquete”, mientras la editora de Cubadebate Rosa Miriam Elizalde, lo veía como “producto de las madrugadas y las obsesiones” del autor.

Iroel nombra a su blog haciendo una referencia directa a Rubén Martínez Villena, eso implica una responsabilidad que cumple mientras limpia la costra tenaz del coloniaje y el saldo final se muestra en este texto que ahora tendrán la oportunidad de leer. El autor resulta difícil de clasificar; periodista, intelectual, bloguero, escritor, etc. El hecho es que cada rol que asume lo hace con responsabilidad, éxito y pasión.

Su publicación resulta fundamental para la propia blogosfera cubana, en un país en el que el desconocimiento de este fenómeno provoca el recelo hacia las publicaciones digitales o la subestimación de los contenidos compartidos en la web, resulta importante que se haga llegar al público de manera masiva los escritos de los blogueros cubanos.

Los invito a todos, sospechosos y disidentes aquí presentes, a leer un libro que como dijera Chavarría: “no tiene desperdicio”, una enciclopedia que registra los ataques enemigos y los responde sin medias tintas. Esta debe ser un día peligroso: Iroel Sánchez nos regala su libro, nos brinda un vistazo a su blog y descubrimos entonces que las sospechas y las disidencias son compartidas.

Ver video: https://www.youtube.com/watch?v=0B1e6y_Ygj4